¿Cómo aseguramos una gestión conjunta y eficaz de la rentabilidad, la productividad y los costos de nuestras operaciones?

pexels-olia-danilevich-5466785

Cuando el crecimiento de los mercados está ralentizado, los Equipos Gerenciales suelen plantearse mecanismos que les permitan hacer frente al mal momento económico, a través de la reducción de costos. Estos se enfocan principalmente en los costos fijos, variables y gastos varios. Pero ¿qué hay de los costos indirectos de la operación?

Hoy por hoy, en la estructura de costos de cualquier Producto o Servicio, los costos directos son cada vez menos significativos, y los costos indirectos más abultados. Las estrategias de reducción basadas en minimizar el costo de la mano de obra (labor), costo de materia prima o incluso reducir inversiones como la capacitación o proyectos de mejora, ya no generan el mismo impacto en la rentabilidad y más bien comprometen las capacidades organizacionales en el mediano y largo plazo.

Entonces, ¿cuál es una mejor estrategia que permite mejorar nuestra estructura de costos sin afectar nuestras capacidades productivas? A continuación les compartimos una presentación en la cual abordamos una Estrategia que permite a cualquier tipo de empresa mejorar su rentabilidad y fortalecer sus capacidades productivas y su flexibilidad Organizacional:

Leave a comment